/ jueves 28 de febrero de 2019

Hablemos de Paz y No Violencia


Barruntos de recesión económica

Al iniciar el año dije que el ciclo de crecimiento económico mundial se revierte y puede desembocar en desaceleración, si no es que en recesión. Para México la cosa puede ser peor, pero entonces me era imposible considerar factores internos.

Circulan cifras del Producto Interno Bruto y resulta que su mayor periodo de crecimiento en este siglo fue durante el sexenio anterior que supuestamente cierra la era neoliberal: 2.4 por ciento en promedio anual. En 2018 el PIB creció 2 por ciento, pero la previsión para 2019 es a la baja: sólo 1.5 por ciento. A su vez el Indicador Global de Actividad Económica (IGAE) medido mensualmente decreció de 2 por ciento en octubre al 0.2 por ciento en diciembre.

Estas bajas son atribuibles al menor dinamismo de la economía en diciembre y a la contracción de sectores industriales y de servicios: menor extracción de petróleo (8 por ciento) y generación de electricidad (1.1 por ciento); caída en la construcción (3.9 por ciento) y turismo (1.6 por ciento); repliegue de la inversión, consumo y gasto del gobierno federal (3.8 por ciento).

La cosa no parece mejor al iniciar el año, pues en enero la producción de petróleo cayó 8 por ciento; la escasez de gasolina seguramente frenó el comercio minorista y el consumo; el bloqueo magisterial en Michoacán tuvo detenidos 129 trenes con 8 mil 200 contenedores de materias primas y productos terminados; y en la frontera norte las huelgas de trabajadores de maquiladoras han provocado paros, cierres y hasta traslados de fábricas a Estados Unidos. Además las calificadoras financieras del mundo otorgan bajas notas a las políticas económicas del gobierno y de manera especial a PEMEX, todo lo cual, en su conjunto, inhibe la inversión extranjera y nacional.

Por el lado del consumo, la Asociación Nacional de Tiendas y Autoservicios Departamentales (ANTAD) reporta prácticamente crecimiento 0 de ventas en enero con respecto a diciembre. Eso sería normal por la cuesta de enero, pero la perspectiva de esta Asociación para 2019 no es tan halagüeña: prevé un crecimiento de 3.1 por ciento en ventas a unidades iguales (sin considerar apertura de tiendas), el más débil desde 2014 cuando el alza fue de 0.8 por ciento. Atribuye este fenómeno a la inseguridad que no cede, a una mayor inflación (se espera de 4.1 por ciento anual) y a la incertidumbre económica.

Algunos piensan que estos no son simples desajustes económicos provocados por el cambio de gobierno o por factores externos, sino que son indicadores que apuntan, al menos, a una recesión. Hay que recordar que en los últimos cuatro gobiernos de modelo neoliberal, aquél que habría llevado a México a la bacarrota, no hubo crisis económicas atribuibles a factores internos.

@RodrigoSanArce


Barruntos de recesión económica

Al iniciar el año dije que el ciclo de crecimiento económico mundial se revierte y puede desembocar en desaceleración, si no es que en recesión. Para México la cosa puede ser peor, pero entonces me era imposible considerar factores internos.

Circulan cifras del Producto Interno Bruto y resulta que su mayor periodo de crecimiento en este siglo fue durante el sexenio anterior que supuestamente cierra la era neoliberal: 2.4 por ciento en promedio anual. En 2018 el PIB creció 2 por ciento, pero la previsión para 2019 es a la baja: sólo 1.5 por ciento. A su vez el Indicador Global de Actividad Económica (IGAE) medido mensualmente decreció de 2 por ciento en octubre al 0.2 por ciento en diciembre.

Estas bajas son atribuibles al menor dinamismo de la economía en diciembre y a la contracción de sectores industriales y de servicios: menor extracción de petróleo (8 por ciento) y generación de electricidad (1.1 por ciento); caída en la construcción (3.9 por ciento) y turismo (1.6 por ciento); repliegue de la inversión, consumo y gasto del gobierno federal (3.8 por ciento).

La cosa no parece mejor al iniciar el año, pues en enero la producción de petróleo cayó 8 por ciento; la escasez de gasolina seguramente frenó el comercio minorista y el consumo; el bloqueo magisterial en Michoacán tuvo detenidos 129 trenes con 8 mil 200 contenedores de materias primas y productos terminados; y en la frontera norte las huelgas de trabajadores de maquiladoras han provocado paros, cierres y hasta traslados de fábricas a Estados Unidos. Además las calificadoras financieras del mundo otorgan bajas notas a las políticas económicas del gobierno y de manera especial a PEMEX, todo lo cual, en su conjunto, inhibe la inversión extranjera y nacional.

Por el lado del consumo, la Asociación Nacional de Tiendas y Autoservicios Departamentales (ANTAD) reporta prácticamente crecimiento 0 de ventas en enero con respecto a diciembre. Eso sería normal por la cuesta de enero, pero la perspectiva de esta Asociación para 2019 no es tan halagüeña: prevé un crecimiento de 3.1 por ciento en ventas a unidades iguales (sin considerar apertura de tiendas), el más débil desde 2014 cuando el alza fue de 0.8 por ciento. Atribuye este fenómeno a la inseguridad que no cede, a una mayor inflación (se espera de 4.1 por ciento anual) y a la incertidumbre económica.

Algunos piensan que estos no son simples desajustes económicos provocados por el cambio de gobierno o por factores externos, sino que son indicadores que apuntan, al menos, a una recesión. Hay que recordar que en los últimos cuatro gobiernos de modelo neoliberal, aquél que habría llevado a México a la bacarrota, no hubo crisis económicas atribuibles a factores internos.

@RodrigoSanArce

jueves 06 de junio de 2019

Hablemos de Paz y No Violencia

jueves 30 de mayo de 2019

Hablemos de Paz y No Violencia

viernes 24 de mayo de 2019

Hablemos de paz de y no violencia

jueves 16 de mayo de 2019

Hablemos de Paz y No Violencia

jueves 09 de mayo de 2019

Hablemos de Paz y No Violencia

jueves 25 de abril de 2019

Hablemos de Paz y No Violencia

jueves 11 de abril de 2019

Hablemos de Paz y No Violencia

jueves 04 de abril de 2019

Hablemos de Paz y No Violencia

jueves 28 de marzo de 2019

Hablemos de Paz y No Violencia

jueves 21 de marzo de 2019

Hablemos de Paz y No Violencia

Cargar Más