/ lunes 12 de agosto de 2019

#TodoComunica / Uso estúpido de tecnología


Suena el celular porque llegó un mensaje de texto. De manera “natural” volteamos a mirar el equipo y repentinamente sentimos el impacto “con algo”, que puede ser otro vehículo, un enorme bache, la banqueta o… una persona.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) indica que los accidentes de tránsito son de las principales causas de muerte y la primera entre quienes tienen de 15 a 29 años de edad. Cerca de 1.3 millones de personas mueren en las carreteras del mundo y entre 20 y 50 millones padecen traumatismos no mortales.

Así como ha surgido el fenómeno “phubbing” –que es el acto de ignorar a una persona y al propio entorno por concentrarnos en el teléfono inteligente-, se ha normalizado el uso del celular mientras se conduce un vehículo, y puede tener consecuencias mortales.

En 2017, de acuerdo con la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, se registraron 11 mil 873 accidentes que provocaron 2 mil 919 muertes; 8 mil 905 heridos y mil 61 millones de pesos en pérdidas. En 87.38 por ciento de los casos, el causante fue el conductor.

En el mundo, el uso del celular al conducir aumentó durante la última década, lo que incrementa hasta en cuatro veces el riesgo de un accidente. Esa situación se relaciona con el uso de internet y sistemas de información en el dispositivo móvil o sistemas de entretenimiento que ahora tienen los nuevos vehículos.

La OMS indica que revisar o mandar mensajes de texto al conducir, provoca el desvío de la mirada en el camino, quitar las manos del volante, reducir la distancia de seguridad entre vehículos, disminuir el tiempo de reacción, y desciende notablemente la concentración en el acto de manejar.

La Comisión de Comunicaciones y Transportes de la Cámara de Diputados Federal aprobó sancionar a conductores de autotransporte federal, por el uso de celulares o por atender mensajes mientras manejan, así como por hablar por teléfono sin tecnología de “manos libres”.

Pertinente la decisión en el Congreso federal, pero ¿por qué no prohíben a las empresas productoras de vehículos que aumenten los elementos de distracción? Algunas marcas ya equipan sus modelos con internet, ¿Para que revise y redacte correos mientras maneja o para que actualice su Facebook? Estúpido, sin duda.

Faltaría una medida similar en el tránsito de las ciudades y, naturalmente, la vigilancia real de la aplicación de la norma. Tema para las legislaturas estatales.

PERCEPCIÓN

Agradezco la distinción de la Ilustre y Benemérita Sociedad de Geografía y Estadística -que preside en el Estado de México el maestro, Germán García Salgado-, para encabezar la Academia de Periodismo y Comunicación Social. Gracias a quienes han confiado en mí y a quienes me acompañarán en ese reto. Abrazo, donde estén, a mis amigos: Eliseo Lugo Plata y Gerardo Edmundo Viloria Varela.

@RJoyaC


Suena el celular porque llegó un mensaje de texto. De manera “natural” volteamos a mirar el equipo y repentinamente sentimos el impacto “con algo”, que puede ser otro vehículo, un enorme bache, la banqueta o… una persona.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) indica que los accidentes de tránsito son de las principales causas de muerte y la primera entre quienes tienen de 15 a 29 años de edad. Cerca de 1.3 millones de personas mueren en las carreteras del mundo y entre 20 y 50 millones padecen traumatismos no mortales.

Así como ha surgido el fenómeno “phubbing” –que es el acto de ignorar a una persona y al propio entorno por concentrarnos en el teléfono inteligente-, se ha normalizado el uso del celular mientras se conduce un vehículo, y puede tener consecuencias mortales.

En 2017, de acuerdo con la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, se registraron 11 mil 873 accidentes que provocaron 2 mil 919 muertes; 8 mil 905 heridos y mil 61 millones de pesos en pérdidas. En 87.38 por ciento de los casos, el causante fue el conductor.

En el mundo, el uso del celular al conducir aumentó durante la última década, lo que incrementa hasta en cuatro veces el riesgo de un accidente. Esa situación se relaciona con el uso de internet y sistemas de información en el dispositivo móvil o sistemas de entretenimiento que ahora tienen los nuevos vehículos.

La OMS indica que revisar o mandar mensajes de texto al conducir, provoca el desvío de la mirada en el camino, quitar las manos del volante, reducir la distancia de seguridad entre vehículos, disminuir el tiempo de reacción, y desciende notablemente la concentración en el acto de manejar.

La Comisión de Comunicaciones y Transportes de la Cámara de Diputados Federal aprobó sancionar a conductores de autotransporte federal, por el uso de celulares o por atender mensajes mientras manejan, así como por hablar por teléfono sin tecnología de “manos libres”.

Pertinente la decisión en el Congreso federal, pero ¿por qué no prohíben a las empresas productoras de vehículos que aumenten los elementos de distracción? Algunas marcas ya equipan sus modelos con internet, ¿Para que revise y redacte correos mientras maneja o para que actualice su Facebook? Estúpido, sin duda.

Faltaría una medida similar en el tránsito de las ciudades y, naturalmente, la vigilancia real de la aplicación de la norma. Tema para las legislaturas estatales.

PERCEPCIÓN

Agradezco la distinción de la Ilustre y Benemérita Sociedad de Geografía y Estadística -que preside en el Estado de México el maestro, Germán García Salgado-, para encabezar la Academia de Periodismo y Comunicación Social. Gracias a quienes han confiado en mí y a quienes me acompañarán en ese reto. Abrazo, donde estén, a mis amigos: Eliseo Lugo Plata y Gerardo Edmundo Viloria Varela.

@RJoyaC

lunes 22 de julio de 2019

#TodoComunica / Cuatro Ejes

lunes 15 de julio de 2019

#TodoComunica

lunes 08 de julio de 2019

#TodoComunica

lunes 01 de julio de 2019

#TodoComunica

lunes 24 de junio de 2019

#TodoComunica

lunes 17 de junio de 2019

#TodoComunica

martes 11 de junio de 2019

#TodoComunica

Cargar Más