/ domingo 29 de diciembre de 2019

Aficionados no podrán festejar en la Gran Plaza si Monterrey es campeón

Los aficionados de Rayados deberán buscar otra alternativa para su festejo

Si los Rayados de Monterrey obtienen el campeonato del fútbol mexicano, la afición no podrá festejar en la Gran Plaza ya que el Gobierno del Estado lo prohibió.

La oficina de prensa del Estado informó que debido a que la explanada se encuentra ocupada por una pista de hielo, los aficionados del Monterrey deberán buscar otra alternativa para su festejo, pues no será posible ingresar por ningún medio a las inmediaciones de la Macroplaza.

Mientras tanto, para prevenir algún incidente, desde la tarde del domingo se estableció un operativo de seguridad por parte de Fuerza Civil.

Asimismo, se espera que el club de fútbol Monterrey anuncie a sus aficionados el protocolo a seguir y el lugar donde serán citados en caso de que haya festejo.

La explanada de la Gran Plaza frente a palacio de Gobierno es la tradicional área donde festejan los campeonatos los aficionados de fútbol e inclusive de los Sultanes en béisbol, además de ser el lugar idóneo para los grupos que protestan por alguna situación.


Si los Rayados de Monterrey obtienen el campeonato del fútbol mexicano, la afición no podrá festejar en la Gran Plaza ya que el Gobierno del Estado lo prohibió.

La oficina de prensa del Estado informó que debido a que la explanada se encuentra ocupada por una pista de hielo, los aficionados del Monterrey deberán buscar otra alternativa para su festejo, pues no será posible ingresar por ningún medio a las inmediaciones de la Macroplaza.

Mientras tanto, para prevenir algún incidente, desde la tarde del domingo se estableció un operativo de seguridad por parte de Fuerza Civil.

Asimismo, se espera que el club de fútbol Monterrey anuncie a sus aficionados el protocolo a seguir y el lugar donde serán citados en caso de que haya festejo.

La explanada de la Gran Plaza frente a palacio de Gobierno es la tradicional área donde festejan los campeonatos los aficionados de fútbol e inclusive de los Sultanes en béisbol, además de ser el lugar idóneo para los grupos que protestan por alguna situación.