/ domingo 9 de junio de 2019

Estos son algunos de los juguetes tóxicos de los 90's

Por exceso de curiosidad corrimos riesgos que hoy muchos padres no les permitirían vivir a sus hijos


Peleas con lodo y piedras, luchitas al estilo de las caricaturas, cascaritas de futbol en las calles esquivando autos... Cuando echas un vistazo hacia los recuerdos de los que nacimos en los ochenta y noventa, seguro te cuestionarás cómo fue que sobrevivimos a nuestra infancia.

Por exceso de curiosidad corrimos riesgos que hoy muchos padres no les permitirían vivir a sus hijos. Desde algunos tipos de plastilina, hasta juguetes pintados con plomo, muchas de las cosas con las que jugábamos son potencialmente peligrosas.


Muñecos que crecen con el agua

¿Recuerdas las figuritas de plástico que al dejarlas en agua aumentaban su tamaño? Ver crecer a un dinosaurio rompiendo su huevo en un frasco no sería ningún riesgo, de no ser porque más de algún niño confundió estas coloridas figuras con gomitas y entonces se acabó la diversión. Dentro del cuerpo, los líquidos corporales las hidratarán, logrando que crezca y ocasione vómitos y obstrucción de órganos.

Foto ilustrativa



Mercurio

Efectivamente, el mercurio no es un juguete, pero si todavía te tocaron los termómetros con mercurio dentro, entonces sabrás lo divertido que era cuando estos se rompían y podías tocar esa misteriosa sustancia plateada. Lo que quizá no sabías es que, si se inhala, este metal puede ocasionar temblores, vómitos, dificultad respiratoria y hasta daño pulmonar.

Foto ilustrativa


Figuras con pintura de plomo

Muchos de tus cochecitos y muñecos de acción fueron pintados con plomo, cadmio y níquel; metales que, a largo plazo, pueden ocasionar cambios de comportamiento, agresividad, dificultad en el aprendizaje, crisis convulsivas, dolor abdominal y problemas gastrointestinales. El plomo no se ve a simple vista y no tiene olor. Así que la única forma de evitarlo es comprar juguetes que describen sus componentes en el empaque.

Foto ilustrativa


Lásers

Muchas veces los adultos nos dijeron “esas cosas dejan ciego”. Qué sabrían ellos, ¿no? A diferencia de todas las veces en que los adultos exageran, en esta ocasión tu maestra tenía razón, las luces de estos dispositivos son tan potentes que incluso en 2011, en Brasil, los prohibieron por enceguecer a los pilotos de un avión en pleno vuelo. Imagínate lo que habrían hecho a la retina de tus amigos a unos metros de distancia.



Peleas con lodo y piedras, luchitas al estilo de las caricaturas, cascaritas de futbol en las calles esquivando autos... Cuando echas un vistazo hacia los recuerdos de los que nacimos en los ochenta y noventa, seguro te cuestionarás cómo fue que sobrevivimos a nuestra infancia.

Por exceso de curiosidad corrimos riesgos que hoy muchos padres no les permitirían vivir a sus hijos. Desde algunos tipos de plastilina, hasta juguetes pintados con plomo, muchas de las cosas con las que jugábamos son potencialmente peligrosas.


Muñecos que crecen con el agua

¿Recuerdas las figuritas de plástico que al dejarlas en agua aumentaban su tamaño? Ver crecer a un dinosaurio rompiendo su huevo en un frasco no sería ningún riesgo, de no ser porque más de algún niño confundió estas coloridas figuras con gomitas y entonces se acabó la diversión. Dentro del cuerpo, los líquidos corporales las hidratarán, logrando que crezca y ocasione vómitos y obstrucción de órganos.

Foto ilustrativa



Mercurio

Efectivamente, el mercurio no es un juguete, pero si todavía te tocaron los termómetros con mercurio dentro, entonces sabrás lo divertido que era cuando estos se rompían y podías tocar esa misteriosa sustancia plateada. Lo que quizá no sabías es que, si se inhala, este metal puede ocasionar temblores, vómitos, dificultad respiratoria y hasta daño pulmonar.

Foto ilustrativa


Figuras con pintura de plomo

Muchos de tus cochecitos y muñecos de acción fueron pintados con plomo, cadmio y níquel; metales que, a largo plazo, pueden ocasionar cambios de comportamiento, agresividad, dificultad en el aprendizaje, crisis convulsivas, dolor abdominal y problemas gastrointestinales. El plomo no se ve a simple vista y no tiene olor. Así que la única forma de evitarlo es comprar juguetes que describen sus componentes en el empaque.

Foto ilustrativa


Lásers

Muchas veces los adultos nos dijeron “esas cosas dejan ciego”. Qué sabrían ellos, ¿no? A diferencia de todas las veces en que los adultos exageran, en esta ocasión tu maestra tenía razón, las luces de estos dispositivos son tan potentes que incluso en 2011, en Brasil, los prohibieron por enceguecer a los pilotos de un avión en pleno vuelo. Imagínate lo que habrían hecho a la retina de tus amigos a unos metros de distancia.


Local

Reducción en caudal de agua afectará a casi 270 mil habitantes de Toluca

Debido a los bajos niveles de almacenamiento del Sistema Cutzamala, la reducción del vital líquido comenzó el fin de semana pasado y se extenderá hasta finales de este año

Local

Protesta personal médico del Centro Médico Lic. Adolfo López Mateos por supuesta falta de insumos

Pidieron la intervención de la Comisión de Derecho Humanos del Estado de México

Local

Muy baja la presencia de alumnos en escuelas particulares del Edomex

Confían que en el siguiente ciclo escolar hasta el 80 por ciento del alumnado regrese a las aulas

Local

Relajan clases virtuales con reinicio de presenciales 

Las familias optaron por quedarse en casa tras adaptarse al sistema a distancia 

Ecología

Árboles cuentan la historia de la humanidad

Cada país, cada tradición tiene su árbol al que muchas generaciones han venerado y consultado sobre sus vidas y problemas

Local

Muy baja la presencia de alumnos en escuelas particulares del Edomex

Confían que en el siguiente ciclo escolar hasta el 80 por ciento del alumnado regrese a las aulas

Sociedad

Embarcación sargacera de la Semar se hunde en Playa del Carmen

Lo anterior fue informado por la Capitanía de Puerto, que pidió a todo el tráfico marino extremar precauciones, en vista de las peligrosas condiciones del oleaje

Realeza

Estatua de Diana puede "romper el hielo" entre William y Harry

Según él, "ya vimos un poco [este acercamiento] tras los funerales" del príncipe Felipe, esposo de la reina Isabel II, en abril

Local

Protesta personal médico del Centro Médico Lic. Adolfo López Mateos por supuesta falta de insumos

Pidieron la intervención de la Comisión de Derecho Humanos del Estado de México