/ miércoles 4 de diciembre de 2019

Acusan PAN y PRD intento de imponer “auditor a modo” en Edomex

Rechaza Morena acusaciones y ofrece un proceso imparcial para elegirlo

Mientras PAN y PRD acusaron a los diputados de Morena y a sus aliados de buscar el nombramiento de un auditor a modo en el Estado de México, el coordinador de esa bancada, Maurilio Hernández aseguró que no tienen candidato y la reforma no lleva dedicatoria para nadie, por lo cual se podrá inscribir cualquiera.

Durante una entrevista rechazó que busquen un “auditor carnal”, como señalan panistas y perredistas en redes sociales y afirmó que existen garantías de que el proceso será transparente, a través de una convocatoria pública.

También aseguró que el Órgano Superior de Fiscalización (OSFEM) ha estado al servicio del Gobierno estatal, por lo cual buscan democratizarlo.

Aun cuando en la sesión de pleno del martes del Congreso local los grupos parlamentarios del PAN y del PRD no hicieron pronunciamientos en torno a la reforma a la Ley de Fiscalización Superior de la entidad que permite a exdiputados y exsenadores ocupar el cargo de auditor superior, en redes sociales la bancada panista y la dirigencia provisional perredista han rechazado esos ajustes.

El grupo parlamentario del PAN, a través de un comunicado, acusó que el bloque parlamentario mayoritario de la Legislatura Local, compuesto por Morena, PT y PES, así como por los diputados sin partido “asestaron un duro golpe al Poder Legislativo, a la transparencia y la rendición de cuentas”, al hacer valer su mayoría en esa reforma.

La iniciativa “a modo”, señaló, fue presentada por Morena para hacer más accesibles los requisitos para ser auditor superior, con el riesgo de violar otros ordenamientos en materia de autonomía de los órganos técnicos de fiscalización. Acusó ilegalidad e imposiciones a modo y sostuvieron que el OSFEM se debe caracterizar por su imparcialidad y autonomía.

El rechazo a las instituciones y la ilegalidad que caracteriza al gobierno federal, se hizo presente en la LX Legislatura Local; hoy, la decisión facciosa de la mayoría legislativa, puso en riesgo el principio de autonomía del Órgano Superior de Fiscalización del Estado de México (OSFEM)”.

Por su lado, la dirigencia provisional del PRD advirtió, también en un comunicado, que la reforma podría dar lugar a que el OSFEM se maneje por intereses de grupos y facilita que se entregue el cargo de auditor superior a un simpatizante o militante de Morena, cuando debe ser un personaje autónomo, sin vínculos partidistas.

“El órgano colegiado perredista entiende que el OSFEM forma parte del Sistema Anticorrupción, por lo que, quien lo dirija, debería ser un personaje autónomo, sin ningún vínculo partidista, a fin de garantizar un correcto e imparcial manejo y desempeñe correctamente sus labores, sin preferencias.

“El PRD en el Estado de México sostiene que al poder elegirse a ex diputados, ex senadores, ex dirigentes y militantes con algún origen partidista, particularmente de MORENA, el congreso vulnera la autonomía e independencia del OSFEM”, afirmó y agregó su preocupación ante ese tipo de “acciones facciosas”, como la que recientemente se dio en la CNDH.

Maurilio Hernández negó los señalamientos y sostuvo que la convocatoria será apegada a la ley, al tiempo de defender que se abrió a que cualquier ciudadano se pueda registrar, pero sostuvo que Morena no tiene candidato.

Mientras PAN y PRD acusaron a los diputados de Morena y a sus aliados de buscar el nombramiento de un auditor a modo en el Estado de México, el coordinador de esa bancada, Maurilio Hernández aseguró que no tienen candidato y la reforma no lleva dedicatoria para nadie, por lo cual se podrá inscribir cualquiera.

Durante una entrevista rechazó que busquen un “auditor carnal”, como señalan panistas y perredistas en redes sociales y afirmó que existen garantías de que el proceso será transparente, a través de una convocatoria pública.

También aseguró que el Órgano Superior de Fiscalización (OSFEM) ha estado al servicio del Gobierno estatal, por lo cual buscan democratizarlo.

Aun cuando en la sesión de pleno del martes del Congreso local los grupos parlamentarios del PAN y del PRD no hicieron pronunciamientos en torno a la reforma a la Ley de Fiscalización Superior de la entidad que permite a exdiputados y exsenadores ocupar el cargo de auditor superior, en redes sociales la bancada panista y la dirigencia provisional perredista han rechazado esos ajustes.

El grupo parlamentario del PAN, a través de un comunicado, acusó que el bloque parlamentario mayoritario de la Legislatura Local, compuesto por Morena, PT y PES, así como por los diputados sin partido “asestaron un duro golpe al Poder Legislativo, a la transparencia y la rendición de cuentas”, al hacer valer su mayoría en esa reforma.

La iniciativa “a modo”, señaló, fue presentada por Morena para hacer más accesibles los requisitos para ser auditor superior, con el riesgo de violar otros ordenamientos en materia de autonomía de los órganos técnicos de fiscalización. Acusó ilegalidad e imposiciones a modo y sostuvieron que el OSFEM se debe caracterizar por su imparcialidad y autonomía.

El rechazo a las instituciones y la ilegalidad que caracteriza al gobierno federal, se hizo presente en la LX Legislatura Local; hoy, la decisión facciosa de la mayoría legislativa, puso en riesgo el principio de autonomía del Órgano Superior de Fiscalización del Estado de México (OSFEM)”.

Por su lado, la dirigencia provisional del PRD advirtió, también en un comunicado, que la reforma podría dar lugar a que el OSFEM se maneje por intereses de grupos y facilita que se entregue el cargo de auditor superior a un simpatizante o militante de Morena, cuando debe ser un personaje autónomo, sin vínculos partidistas.

“El órgano colegiado perredista entiende que el OSFEM forma parte del Sistema Anticorrupción, por lo que, quien lo dirija, debería ser un personaje autónomo, sin ningún vínculo partidista, a fin de garantizar un correcto e imparcial manejo y desempeñe correctamente sus labores, sin preferencias.

“El PRD en el Estado de México sostiene que al poder elegirse a ex diputados, ex senadores, ex dirigentes y militantes con algún origen partidista, particularmente de MORENA, el congreso vulnera la autonomía e independencia del OSFEM”, afirmó y agregó su preocupación ante ese tipo de “acciones facciosas”, como la que recientemente se dio en la CNDH.

Maurilio Hernández negó los señalamientos y sostuvo que la convocatoria será apegada a la ley, al tiempo de defender que se abrió a que cualquier ciudadano se pueda registrar, pero sostuvo que Morena no tiene candidato.