/ miércoles 11 de septiembre de 2019

'Los santitos nos dan suerte'; el altar de las figuras rotas en Paseo Matlazincas

En la entrada a Santiago Miltepec desde hace años poco a poco se construye el pequeño refugio de fe con los recolectores de basura

Josué recoge un cristo negro sin brazos del altar de piedra. Intenta limpiarle el polvo. La estatuilla luce corroída y le cuelga un rosario. Es una de las que integran un altar de figuras rotas que construyeron los recolectores de basura que se instalan en el camino hacia Santiago Miltepec, municipio de Toluca.

Foto: Daniel Camacho.


Al pie de una lomita de cerro, el nicho permanece como un refugio de fe para Josué y José, dos recolectores de basura que custodian a diario el contenedor de basura instalado en Paseo Matlazincas. Siempre a la espera a que lleguen los vecinos con la basura.

Las figuras religiosas han ido apareciendo con los años entre los bultos de residuos, dice Josué. Ellos las limpian y si se puede, intentan repararlas para depositarlas en su altar de fe.

Foto: Daniel Camacho.

Los juntamos por la religión de uno, creemos en ellas y los santitos nos dan suerte.

Josué, recolector de experiencia y proveniente de Almoloya de Juárez.

Detrás del cristo negro, sobre otra piedra, descansa el torso de un Niño Divino. La figurilla también fue hallada entre los desechos.

El altar se puso en la entrada a Santiago Miltepec en el barrio tradicional de Zopilocalco. Justo en el cruce con Paseo Matlazincas, donde cada mañana y tarde los recolectores se persignan para tener un día fructífero.

Llegamos a las siete de la mañana y nos vamos hasta las ocho de la noche.José, otro recolector.

Josué y José hace poco rescataron de una bolsa de basura un cuadro en repujado de una virgen de Guadalupe. Esa ha sido su contribución al altar de las figuras rotas.

Foto: Daniel Camacho.


PIEZAS

El nicho lo componen 18 piezas: 4 cristos, 4 vírgenes de Guadalupe, 1 rosario, 3 cruces, 1 Niño Divino, 1 San José y un San Martín Caballero. Todos asemejan a cuerpos rotos. Les hacen falta un brazo, una pierna, están fisuradas, con el rostro desecho o están carcomidos por el paso de los años. Pero allí en el contenedor han recuperado su utilidad.

En medio del altar, hay una figura de unos 20 centímetros de San José, es de los que lucen más enteros. A San José se le reconocen virtudes dentro de las escrituras bíblicas como hombre trabajador, honesto y fuerte.

Foto: Daniel Camacho.

A un costado permanece recostado un San Martín con su caballito al que le hacen falta las patas traseras. El patrón del trabajo y las oportunidades, por ello es de los favoritos de los recolectores.

Uno como creyente, las tiene aquí porque hace falta tener una ayuda que nos motive.Josué.

Las estampillas de la Virgen de Guadalupe son quizás las que padecen más las inclemencias del temporal de lluvias. También un retrato de un San José que apenas se distingue por el deslave del papel.

Foto: Daniel Camacho.

El lugar es un refugio de fe. De esa que nace del sincretismo religioso en México. Así lo asimilan Josué, José y sus otros dos compañeros que a diario hacen turnos dobles en el contenedor.


ARDUA LABOR

El trabajo del grupo de recolectores es duro. Son 13 horas diarias para cubrir en la que los cuatro se turnan para subir al contenedor y separar los residuos que llegan.

“Sí, es duro, pero uno se acostumbra hasta a los olores”, agrega José. El grupo labora para Servicios Públicos del ayuntamiento de Toluca, aún así, el salario no siempre alcanza.

Foto: Daniel Camacho.

“Aquí se encuentra de todo, una vez un chavo nos vino a dejar unos zapatos nuevos que no le quedaron”, recuerda Josué.

El contenedor de al menos 10 toneladas genera mucha labor a diario. Por eso Josué y José siempre lucen sus ropas llenas de grasa.

“Sale poco de propinas pero sí, siempre dejan algo”, reiteran.

Frente al altar de figuras rotas, hay otro en el extremo de la calle que fue puesto por vecinos del lugar y al que cada 12 de diciembre le hacen fiesta. A éste, el de los recolectores, también ya planean hacer sus misas. La fe crece a diario y el altar igual.

Foto: Daniel Camacho.

Al paso del día, una anciana camina frente al nicho. Saluda a Josué y se persigna frente a las 18 figuras. La estampa se repite a diario con otros peatones. El altar ya es venerado.

Foto: Daniel Camacho.

Josué recoge un cristo negro sin brazos del altar de piedra. Intenta limpiarle el polvo. La estatuilla luce corroída y le cuelga un rosario. Es una de las que integran un altar de figuras rotas que construyeron los recolectores de basura que se instalan en el camino hacia Santiago Miltepec, municipio de Toluca.

Foto: Daniel Camacho.


Al pie de una lomita de cerro, el nicho permanece como un refugio de fe para Josué y José, dos recolectores de basura que custodian a diario el contenedor de basura instalado en Paseo Matlazincas. Siempre a la espera a que lleguen los vecinos con la basura.

Las figuras religiosas han ido apareciendo con los años entre los bultos de residuos, dice Josué. Ellos las limpian y si se puede, intentan repararlas para depositarlas en su altar de fe.

Foto: Daniel Camacho.

Los juntamos por la religión de uno, creemos en ellas y los santitos nos dan suerte.

Josué, recolector de experiencia y proveniente de Almoloya de Juárez.

Detrás del cristo negro, sobre otra piedra, descansa el torso de un Niño Divino. La figurilla también fue hallada entre los desechos.

El altar se puso en la entrada a Santiago Miltepec en el barrio tradicional de Zopilocalco. Justo en el cruce con Paseo Matlazincas, donde cada mañana y tarde los recolectores se persignan para tener un día fructífero.

Llegamos a las siete de la mañana y nos vamos hasta las ocho de la noche.José, otro recolector.

Josué y José hace poco rescataron de una bolsa de basura un cuadro en repujado de una virgen de Guadalupe. Esa ha sido su contribución al altar de las figuras rotas.

Foto: Daniel Camacho.


PIEZAS

El nicho lo componen 18 piezas: 4 cristos, 4 vírgenes de Guadalupe, 1 rosario, 3 cruces, 1 Niño Divino, 1 San José y un San Martín Caballero. Todos asemejan a cuerpos rotos. Les hacen falta un brazo, una pierna, están fisuradas, con el rostro desecho o están carcomidos por el paso de los años. Pero allí en el contenedor han recuperado su utilidad.

En medio del altar, hay una figura de unos 20 centímetros de San José, es de los que lucen más enteros. A San José se le reconocen virtudes dentro de las escrituras bíblicas como hombre trabajador, honesto y fuerte.

Foto: Daniel Camacho.

A un costado permanece recostado un San Martín con su caballito al que le hacen falta las patas traseras. El patrón del trabajo y las oportunidades, por ello es de los favoritos de los recolectores.

Uno como creyente, las tiene aquí porque hace falta tener una ayuda que nos motive.Josué.

Las estampillas de la Virgen de Guadalupe son quizás las que padecen más las inclemencias del temporal de lluvias. También un retrato de un San José que apenas se distingue por el deslave del papel.

Foto: Daniel Camacho.

El lugar es un refugio de fe. De esa que nace del sincretismo religioso en México. Así lo asimilan Josué, José y sus otros dos compañeros que a diario hacen turnos dobles en el contenedor.


ARDUA LABOR

El trabajo del grupo de recolectores es duro. Son 13 horas diarias para cubrir en la que los cuatro se turnan para subir al contenedor y separar los residuos que llegan.

“Sí, es duro, pero uno se acostumbra hasta a los olores”, agrega José. El grupo labora para Servicios Públicos del ayuntamiento de Toluca, aún así, el salario no siempre alcanza.

Foto: Daniel Camacho.

“Aquí se encuentra de todo, una vez un chavo nos vino a dejar unos zapatos nuevos que no le quedaron”, recuerda Josué.

El contenedor de al menos 10 toneladas genera mucha labor a diario. Por eso Josué y José siempre lucen sus ropas llenas de grasa.

“Sale poco de propinas pero sí, siempre dejan algo”, reiteran.

Frente al altar de figuras rotas, hay otro en el extremo de la calle que fue puesto por vecinos del lugar y al que cada 12 de diciembre le hacen fiesta. A éste, el de los recolectores, también ya planean hacer sus misas. La fe crece a diario y el altar igual.

Foto: Daniel Camacho.

Al paso del día, una anciana camina frente al nicho. Saluda a Josué y se persigna frente a las 18 figuras. La estampa se repite a diario con otros peatones. El altar ya es venerado.

Foto: Daniel Camacho.

Policiaca

Controlan riña en penal de Tenango del Valle; un preso pierde la vida

Las autoridades informaron que varias personas privadas de su libertad resultaron lesionadas y fueron trasladadas a hospitales externos

Deportes

Regresa "Chepo" de la Torre al mando de los Diablos

El anuncio se hizo a través de la cuenta oficial de Twitter del deportivo

Política

AMLO reprueba actos violentos en la UNAM; pide no caer en provocaciones

Asimismo el mandatario señaló que son reprobables lo actos de violencia que se han registrado en la Máxima Casa de Estudios

Sociedad

EU va a esclarecer la masacre: Julián LeBarón

El activista resaltó la importancia de esclarecer el crimen como una necesidad para defender la libertad en el futuro

Finanzas

Se desploma el gasto federal en antivirus

Durante este año, la administración destinó 17.7 mdp para comprar estos programas, 64% menos que en 2018

Mundo

Detenidos 103 mil niños migrantes en EU, denuncia ONU

Según la ONU, en 80 países hay 330 mil menores en la misma circunstancia; México tiene a 18 mil detenidos

Política

Gobernadores panistas desconocen a Rosario Piedra

Francisco Domínguez Servién dijo que no van a recibir ni obedecer, ninguna recomendación de la Comisión

Finanzas

Aumenta número de desempleados que piden prórroga a Infonavit

La cifra de trabajadores que solicitan aplazar sus pagos al instituto de vivienda repuntó desde el inicio del año