/ domingo 14 de octubre de 2018

Infracciones en Tenancingo causan sorpresa y molestias a automovilistas y motociclistas

La mayoría de los ciudadanos señalan que no están enterados de la medida y son infraccionados.

Tenancingo, México.- La aplicación de infracciones por parte de oficiales de Tránsito y Vialidad, en esta demarcación, ha generado gran sorpresa y a la vez enojo entre automovilistas y motociclistas.

Los conductores señalan que la mayoría no están enterados de la medida y son infraccionados pese a su molestia.

Autoridades de Tránsito y Vialidad señalaron que el reglamento e infracciones lo realizan desde el mes de Julio del presente año, mes que fue puesto en práctica.

Entre las infracciones más recurrentes a los automovilistas están: estacionarse en doble fila, traer vidrios polarizados, estacionarse frente a domicilios y bloquear el acceso, descender y ascender personas y pasaje en plena vía, así como no traer placas.

Foto cortesía.

Asimismo, los motociclistas que no porten casco, circulen en sentido contrario o con más de dos personas, son amonestados.

Desde hace ya tres meses iniciamos con las infracciones a automovilistas y motociclistas, la mayoría se molesta y algunos se ponen rudos, pero tenemos que aplicar el reglamento. Asevero una oficial.

Las multas, indicaron, para automovilistas van desde 160 pesos hasta 7 mil pesos, detallando que para motociclistas por no portar casco son 5 días de salario mínimo; circular con más de tres tripulantes y en sentido contrario, 20 días; y rebasar vehículo son 5 días de salario mínimo.

Las uniformadas, al momento de levantar la infracción, explican amablemente a los conductores el motivo de la sanción, para posteriormente entregar su respectivo ticket que expide la terminal manual que portan, indicando a los automovilistas que si se paga en las primeras 24 horas se les descuenta el 70 por ciento y en quince días el 50 por ciento.

Por su parte, conductores que fueron infraccionados al pararse en doble fila sobre las calles de Madero e Hidalgo se mostraron sorprendidos ante la medida, pues añadieron que no sabían que ya se infraccionaba, teniendo que aceptar la multa.

Tenancingo, México.- La aplicación de infracciones por parte de oficiales de Tránsito y Vialidad, en esta demarcación, ha generado gran sorpresa y a la vez enojo entre automovilistas y motociclistas.

Los conductores señalan que la mayoría no están enterados de la medida y son infraccionados pese a su molestia.

Autoridades de Tránsito y Vialidad señalaron que el reglamento e infracciones lo realizan desde el mes de Julio del presente año, mes que fue puesto en práctica.

Entre las infracciones más recurrentes a los automovilistas están: estacionarse en doble fila, traer vidrios polarizados, estacionarse frente a domicilios y bloquear el acceso, descender y ascender personas y pasaje en plena vía, así como no traer placas.

Foto cortesía.

Asimismo, los motociclistas que no porten casco, circulen en sentido contrario o con más de dos personas, son amonestados.

Desde hace ya tres meses iniciamos con las infracciones a automovilistas y motociclistas, la mayoría se molesta y algunos se ponen rudos, pero tenemos que aplicar el reglamento. Asevero una oficial.

Las multas, indicaron, para automovilistas van desde 160 pesos hasta 7 mil pesos, detallando que para motociclistas por no portar casco son 5 días de salario mínimo; circular con más de tres tripulantes y en sentido contrario, 20 días; y rebasar vehículo son 5 días de salario mínimo.

Las uniformadas, al momento de levantar la infracción, explican amablemente a los conductores el motivo de la sanción, para posteriormente entregar su respectivo ticket que expide la terminal manual que portan, indicando a los automovilistas que si se paga en las primeras 24 horas se les descuenta el 70 por ciento y en quince días el 50 por ciento.

Por su parte, conductores que fueron infraccionados al pararse en doble fila sobre las calles de Madero e Hidalgo se mostraron sorprendidos ante la medida, pues añadieron que no sabían que ya se infraccionaba, teniendo que aceptar la multa.