/ martes 28 de noviembre de 2023

Violencia de género contra mujeres con alguna discapacidad, latente pero poco atendida

Aceptan autoridades brecha de atención a este sector; faltan números para cuantificar el problema, refieren

La violencia de género que sufren mujeres con alguna discapacidad es un fenómeno invisible por lo que las autoridades reconocen que hay una enorme brecha de atención ya que no se cuenta con un refugio además de que faltan números para cuantificar el problema, aceptaron autoridades que participaron en el Conversatorio denominado Mujeres, Discapacidad y Violencia de Género.

En las instalaciones del auditorio del Centro de Investigación en Ciencias Jurídicas de la Facultad de Derecho de la UAEMex, la activista Cynthia Soto Muciño mencionó que como primera barrera que enfrentan personas con discapacidad es la falta de información sobre los tipos de violencia existentes, pero luego al acudir a denunciar se encuentra con nulos accesos a edificios públicos.

“El personal que nos atiende no nos informan cómo proceder y a dónde acudir, si así la atención a una mujer que no tiene discapacidad no está completa, para nosotras es mucho más difícil, pues nos etiquetan y nuestros casos los aíslan”, dijo.

La integrante de la asociación civil “Rodando con el Corazón” afirmó que levantar la voz en esta condición es muy difícil lo que pone al país ante una gran brecha de atención a mujeres con discapacidad.

En representación de Carolina Alanis Moreno, comisionada ejecutiva Estatal de Atención a Víctimas en el Estado de México, la especialista en violencia de género, Yazmin Catalina Flores López, aceptó que los esfuerzos institucionales han quedado cortos en la atención a víctimas violencia de género en mujeres con discapacidad.

Reconoció que a los servidores públicos les faltan conocimientos para la atención de este sector de la población ya que, debido a su situación de discapacidad, requieren de traductores, capacitación y herramientas para otorgar asesoría jurídica.

Destacó que en estos momentos no existen refugios institucionales e inclusive ni por parte de asociaciones civiles, ello a pesar de que tienen los mismos derechos que cualquier mujer.

Sí al hecho de ser mujer le agregas una discapacidad, ser indígena y además en situación de pobreza, se convierten en víctimas de una discriminación múltiple.

Yazmin Catalina Flores López, especialista en violencia de género.

Asimismo, señaló que de acuerdo con cifras del INEGI, las personas con discapacidad tienen más posibilidades de sufrir violencia de género pero no existe más información al respecto y por esta causa, el problema no puede ser visible.

En su participación, la directora general de Perspectiva de Género de la Secretaría de las Mujeres del Estado de México, Sandra María Hernández López, consideró que en este problema las instituciones involucradas deben trabajar de forma coordinada y generar políticas públicas que cumplan el objetivo de garantizar los derechos de las mujeres en situación de discapacidad.

El primer reto, detalló, es un tema numerico, pues si no hay datos no se visualiza el problema, pero también es necesaria la capacitación de servidores públicos, pues este sector de la población no sólo sufre la discriminación por ser mujeres sino además por su discapacidad.

“Debemos trabajar desde un punto preventivo y difundir los derechos de las mujeres, así como los servicios que se ofrecen en las diversas instituciones”, finalizó la funcionaria.

La violencia de género que sufren mujeres con alguna discapacidad es un fenómeno invisible por lo que las autoridades reconocen que hay una enorme brecha de atención ya que no se cuenta con un refugio además de que faltan números para cuantificar el problema, aceptaron autoridades que participaron en el Conversatorio denominado Mujeres, Discapacidad y Violencia de Género.

En las instalaciones del auditorio del Centro de Investigación en Ciencias Jurídicas de la Facultad de Derecho de la UAEMex, la activista Cynthia Soto Muciño mencionó que como primera barrera que enfrentan personas con discapacidad es la falta de información sobre los tipos de violencia existentes, pero luego al acudir a denunciar se encuentra con nulos accesos a edificios públicos.

“El personal que nos atiende no nos informan cómo proceder y a dónde acudir, si así la atención a una mujer que no tiene discapacidad no está completa, para nosotras es mucho más difícil, pues nos etiquetan y nuestros casos los aíslan”, dijo.

La integrante de la asociación civil “Rodando con el Corazón” afirmó que levantar la voz en esta condición es muy difícil lo que pone al país ante una gran brecha de atención a mujeres con discapacidad.

En representación de Carolina Alanis Moreno, comisionada ejecutiva Estatal de Atención a Víctimas en el Estado de México, la especialista en violencia de género, Yazmin Catalina Flores López, aceptó que los esfuerzos institucionales han quedado cortos en la atención a víctimas violencia de género en mujeres con discapacidad.

Reconoció que a los servidores públicos les faltan conocimientos para la atención de este sector de la población ya que, debido a su situación de discapacidad, requieren de traductores, capacitación y herramientas para otorgar asesoría jurídica.

Destacó que en estos momentos no existen refugios institucionales e inclusive ni por parte de asociaciones civiles, ello a pesar de que tienen los mismos derechos que cualquier mujer.

Sí al hecho de ser mujer le agregas una discapacidad, ser indígena y además en situación de pobreza, se convierten en víctimas de una discriminación múltiple.

Yazmin Catalina Flores López, especialista en violencia de género.

Asimismo, señaló que de acuerdo con cifras del INEGI, las personas con discapacidad tienen más posibilidades de sufrir violencia de género pero no existe más información al respecto y por esta causa, el problema no puede ser visible.

En su participación, la directora general de Perspectiva de Género de la Secretaría de las Mujeres del Estado de México, Sandra María Hernández López, consideró que en este problema las instituciones involucradas deben trabajar de forma coordinada y generar políticas públicas que cumplan el objetivo de garantizar los derechos de las mujeres en situación de discapacidad.

El primer reto, detalló, es un tema numerico, pues si no hay datos no se visualiza el problema, pero también es necesaria la capacitación de servidores públicos, pues este sector de la población no sólo sufre la discriminación por ser mujeres sino además por su discapacidad.

“Debemos trabajar desde un punto preventivo y difundir los derechos de las mujeres, así como los servicios que se ofrecen en las diversas instituciones”, finalizó la funcionaria.

Policiaca

Tecámac: Aseguran inmueble con autopartes presuntamente robadas; seis detenidos

Más de mil 500 denuncias por el robo de autopartes han sido presentadas ante la Fiscalía General de Justicia del Estado de México

Policiaca

Choque múltiple y volcadura en la Toluca-Tenango deja tres lesionados

Uno de los vehículos involucrados cayó a un barranco donde quedó detenido en unos árboles