/ sábado 17 de junio de 2023

Urge colocar bebederos o dispensadores de agua en escuelas

La ola de calor puede generar problemas por lo cual es necesario impulsar una cultura de hidratación con agua pura

Ante la ola de calor que se registra en el país, y la cual genera altas temperaturas, es urgente instalar en las escuelas bebederos o dispensadores de agua, para generar una cultura de hidratación, colaborar en la salud de estudiantes y generar un ahorro a las familias que no gastarían en agua embotellada, ni en bebidas endulzantes.

José Luis Romero Castañeda representante de La Unión Nacional de padres de familia en el Estado de México advirtió que en estos momentos algunas escuelas mexiquenses cuentan con bebederos, aunque no en todos los casos funcionan; por lo cual es urgente ante las temperaturas que se han registrado, garantizar el suministro de agua potable para evitar golpes de calor en el alumnado, pero también en docentes y trabajadores administrativos.

Alertó que hay zonas como el sur de la entidad mexiquense que alcanzan 35 o 40 grados y donde es necesario tener agua de bebederos o de cilindros.

En tanto, y en el contexto de las elevadas temperaturas, la Secretaría de Educación estatal informó que al momento las escuelas de la entidad permanecen laborando en el horario habitual y no hay algún cambio en en cuanto a reducción de horarios.

Maestros del sistema estatal de nivel básico comentaron que con frecuencia recomiendan a las y los menores permanecer a la hora del recreo en los espacios habilitados con arcotecho para no exponerse a los rayos solares y también les piden hidratarse con frecuencia.

Por su parte, Castañena precisó que actualmente, apenas 12 o 13% de los planteles educativos públicos del Estado de México cuentan con bebederos escolares, pero algunos podrían no estar en uso; por lo cual es necesario garantizar el mantenimiento, pues algunos no se han cambiado, otros tienen piezas que se han averiado, e incluso podrían estar en lugares con servicio intermitente de agua.

Refirió que en el año 2015 entró en vigor la reforma federal, aprobada un año antes, que buscaba garantizar la instalación de bebederos escolares, pero no se cumplieron las metas establecidas.

Garantizar la dotación de agua, explicó, también ayudaría a la salud de estudiantes para que beban agua natural, no consuman bebidas endulzadas, y eso implicaría un ahorro importante en las familias que no gastarían en comprar agua o refrescos.

"Y también genera un ahorro en las familias y es una medida urgente por los climas que no se habían visto en los últimos años, principalmente en la zona sur, en tierra caliente, con temperaturas de hasta 40 grados. Una de las medidas para regular la temperatura y evitar los golpes de calor es hidratarse".

Actualmente, explicó, cada bebedero escolar requiere una inversión de entre 20 y 30 mil pesos, para su instalación, además de darles mantenimiento cada cierto tiempo, pero advirtió que podría buscarse la forma de financiarlos o de recurrir, para que sea más rápido, a los cilindros.

"Se pueden generar programas de patrocinio para las escuelas, pero sí es necesario que se involucren los padres de familia, pues es un tema de salud".

Otro tema importante, advirtió, es garantizar el suministro de agua y que además sea de calidad; por lo cual se requerirían estudios constantes para verificar que pueda beberse, así como dar mantenimiento a los bebederos que ya existen.

En caso de no cumplir con los estándares de calidad en algunas escuelas, podrían optar por colocar cilindros.

También señaló que se requiere impulsar una cultura sobre la necesidad de hidratarse, de mantener el organismo en las mejores condiciones al beber agua pura.

El tema, advirtió, requiere un compromiso no solo de las autoridades; sino también de padres de familia para buscar la colocación de bebederos o de cilindros, como ya ha ocurrido en instituciones de educación superior, pues los dispensadores podrían ser incluso más higiénicos.

En 2011 las y los diputados fijaron una partida de 200 millones de pesos para colocar bebederos en seis mil escuelas del Estado de México, con el fin de inhibir el consumo de bebidas gaseosas; sin embargo, las autoridades justificaron que en algunas escuelas no era viable porque los planteles no contaban con agua potable.

Para el 2012 presupuestaron 50 millones de pesos para que la Secretaría de Educación, ampliará la cobertura del programa de bebederos en escuelas de nivel básico; sin embargo se quejaron de que no hubo información de las autoridades en torno al avance del programa.

La colocación de bebederos y el garantizar el suministro de agua siguen siendo tareas pendientes.

Ante la ola de calor que se registra en el país, y la cual genera altas temperaturas, es urgente instalar en las escuelas bebederos o dispensadores de agua, para generar una cultura de hidratación, colaborar en la salud de estudiantes y generar un ahorro a las familias que no gastarían en agua embotellada, ni en bebidas endulzantes.

José Luis Romero Castañeda representante de La Unión Nacional de padres de familia en el Estado de México advirtió que en estos momentos algunas escuelas mexiquenses cuentan con bebederos, aunque no en todos los casos funcionan; por lo cual es urgente ante las temperaturas que se han registrado, garantizar el suministro de agua potable para evitar golpes de calor en el alumnado, pero también en docentes y trabajadores administrativos.

Alertó que hay zonas como el sur de la entidad mexiquense que alcanzan 35 o 40 grados y donde es necesario tener agua de bebederos o de cilindros.

En tanto, y en el contexto de las elevadas temperaturas, la Secretaría de Educación estatal informó que al momento las escuelas de la entidad permanecen laborando en el horario habitual y no hay algún cambio en en cuanto a reducción de horarios.

Maestros del sistema estatal de nivel básico comentaron que con frecuencia recomiendan a las y los menores permanecer a la hora del recreo en los espacios habilitados con arcotecho para no exponerse a los rayos solares y también les piden hidratarse con frecuencia.

Por su parte, Castañena precisó que actualmente, apenas 12 o 13% de los planteles educativos públicos del Estado de México cuentan con bebederos escolares, pero algunos podrían no estar en uso; por lo cual es necesario garantizar el mantenimiento, pues algunos no se han cambiado, otros tienen piezas que se han averiado, e incluso podrían estar en lugares con servicio intermitente de agua.

Refirió que en el año 2015 entró en vigor la reforma federal, aprobada un año antes, que buscaba garantizar la instalación de bebederos escolares, pero no se cumplieron las metas establecidas.

Garantizar la dotación de agua, explicó, también ayudaría a la salud de estudiantes para que beban agua natural, no consuman bebidas endulzadas, y eso implicaría un ahorro importante en las familias que no gastarían en comprar agua o refrescos.

"Y también genera un ahorro en las familias y es una medida urgente por los climas que no se habían visto en los últimos años, principalmente en la zona sur, en tierra caliente, con temperaturas de hasta 40 grados. Una de las medidas para regular la temperatura y evitar los golpes de calor es hidratarse".

Actualmente, explicó, cada bebedero escolar requiere una inversión de entre 20 y 30 mil pesos, para su instalación, además de darles mantenimiento cada cierto tiempo, pero advirtió que podría buscarse la forma de financiarlos o de recurrir, para que sea más rápido, a los cilindros.

"Se pueden generar programas de patrocinio para las escuelas, pero sí es necesario que se involucren los padres de familia, pues es un tema de salud".

Otro tema importante, advirtió, es garantizar el suministro de agua y que además sea de calidad; por lo cual se requerirían estudios constantes para verificar que pueda beberse, así como dar mantenimiento a los bebederos que ya existen.

En caso de no cumplir con los estándares de calidad en algunas escuelas, podrían optar por colocar cilindros.

También señaló que se requiere impulsar una cultura sobre la necesidad de hidratarse, de mantener el organismo en las mejores condiciones al beber agua pura.

El tema, advirtió, requiere un compromiso no solo de las autoridades; sino también de padres de familia para buscar la colocación de bebederos o de cilindros, como ya ha ocurrido en instituciones de educación superior, pues los dispensadores podrían ser incluso más higiénicos.

En 2011 las y los diputados fijaron una partida de 200 millones de pesos para colocar bebederos en seis mil escuelas del Estado de México, con el fin de inhibir el consumo de bebidas gaseosas; sin embargo, las autoridades justificaron que en algunas escuelas no era viable porque los planteles no contaban con agua potable.

Para el 2012 presupuestaron 50 millones de pesos para que la Secretaría de Educación, ampliará la cobertura del programa de bebederos en escuelas de nivel básico; sin embargo se quejaron de que no hubo información de las autoridades en torno al avance del programa.

La colocación de bebederos y el garantizar el suministro de agua siguen siendo tareas pendientes.

Local

Carpas de circo son salones de clases para pequeños artistas

Visitando las instalaciones o en línea, maestros de la CONAFE se dedican a impartir educación básica a hijos de artistas circenses

Local

Pega crisis del agua a Huixquilucan tras disminución de suministro del Cutzamala

Apenas recibirá 324 litros por segundo de líquido para una población de más de 300 mil habitantes

Local

Vecinos de San Mateo Otzacatipan piden frenar contaminación por parte de concretera

Vecinos denuncian que además del ruido, hay escurrimientos y nubes de polvo; ninguna autoridad les hace caso, acusan

New Articles

Toluca y Ecatepec presentan más casos de infecciones intestinales

Según el boletín epidemiológico estatal, del 26 de mayo al primero de junio se tienen registrados 203 mil 702 expedientes en Edomex

Cultura

Orquesta Filarmónica Mexiquense invita al Taller para Directoras de Orquesta

Estará a cargo de Gabriela Díaz Alatriste, Directora Artística de la OFM, se realizará del 24 al 30 de junio

Local

Unidades de transporte público en Los Reyes Acaquilpan contarán con monitoreo permanente

Las concesionarias del transporte público en el municipio han implementado poco a poco un sistema de monitoreo para la seguridad de los usuarios y el operador