/ lunes 21 de diciembre de 2020

Panorama Político | Semáforo Rojo y Navidad

Lo que desde hace ya muchos días venía corriendo como un secreto a voces hoy es ya toda una realidad, abierta y directa. Me refiero al momento tan grave que vivimos derivado de la pandemia de corona virus que ha obligado a las autoridades locales del Estado de México, la Ciudad de México y las autoridades federales de salud.

Ver al gobernador Alfredo del Mazo, a Claudia Sheinbaum y Hugo López Gatell en conferencia conjunta de medios para declarar en semáforo rojo a la mayor zona de población del país es algo verdaderamente impactante pues da muestra de lo complicado que está la mayor zona metropolitana del país en materia de salud: hospitales al tope, contagiados que superan el millón, muertes que han rebasado por mucho las cien mil.

Tal parece que no hay otro tema del cual hablar que la pandemia, desafortunadamente sí los hay, son graves, pero han aumentado su complejidad con la pandemia, la inseguridad pública es peor en todo el país, nada menos acaban de asesinar a un exgobernador del estado de Jalisco, solo por mencionar un hecho gravísimo, pero hay muchos más.

En materia económica la crisis cada vez se agrava más y por la pandemia en esta etapa de regreso a semáforo rojo muchos negocios, inversiones, nuevos emprendimientos han recibido el tiro de gracia, y están expuestos a la extinción. Sin embargo, aun vemos una gran movilidad de personas en la calle, lo que hace más difícil resolver esta situación.

Las autoridades han demostrado que se encuentran totalmente rebasadas, que no se atreven a imponer medidas más fuertes para evitar contagios y muertes, ahora han determinado que serán tres semanas, cerremos este año e iniciaremos el próximo en medio de esta alerta que amenaza con seguir ampliándose pues entre los palos de ciego de la autoridad y la necesidad de millones de mantener en la calle, las cosas se tornan cada vez más complicadas, pero aprovechemos este alto en el camino.

En estos días, estamos próximos a conmemorar la Navidad, un tiempo en el que estamos acostumbrados a reunirnos en familia, celebrar el encuentro, brindar por las alegrías, recordar las añoranzas, y para los que creemos recordar el nacimiento de Jesús, sin embargo, las recomendaciones ahora son evitar los encuentros con quienes no habitan nuestra casa, no fiestas, ni reuniones masivas por seguridad para romper la cadena de contagios.

Aquí se abren reflexiones que nos atañen, pues no todos pueden hacerlo, aunque quisieran, hay quienes han perdido a seres queridos, el empleo, la posibilidad de mantener a su familia, en un primer momento se puede pensar cómo es que alguien pueda celebrar en estas condiciones, de suyo es algo muy complejo.

Este será un año que difícilmente olvidaremos por todo lo que hemos vivido y no teníamos contemplado, a pesar de las adversidades y de lo mal que nos haya ido este tiempo, siempre podemos ver con esperanza el horizonte, en este nuevo confinamiento espero podamos aprovechar a los seres queridos que tenemos cerca, a disfrutar de su presencia y compañía, y de los que ya no están, que podamos recordar lo mejor de ellos, lo bien que la pasamos, cuando pudimos convivir.

No será fácil pues el cierre de año será en semáforo rojo, pero podemos aún a pesar de ello decidir vivir este tiempo de manera distinta, valorando que estamos, lo que somos y tenemos. Por lo pronto frente a nosotros el tiempo de Navidad que nos puede permitir reflexionar para ver con esperanza el porvenir. Ojalá así sea, les deseo una Buena Navidad.



@JorgeInzunzaPAN

Facebook: Jorge Inzunza

Lo que desde hace ya muchos días venía corriendo como un secreto a voces hoy es ya toda una realidad, abierta y directa. Me refiero al momento tan grave que vivimos derivado de la pandemia de corona virus que ha obligado a las autoridades locales del Estado de México, la Ciudad de México y las autoridades federales de salud.

Ver al gobernador Alfredo del Mazo, a Claudia Sheinbaum y Hugo López Gatell en conferencia conjunta de medios para declarar en semáforo rojo a la mayor zona de población del país es algo verdaderamente impactante pues da muestra de lo complicado que está la mayor zona metropolitana del país en materia de salud: hospitales al tope, contagiados que superan el millón, muertes que han rebasado por mucho las cien mil.

Tal parece que no hay otro tema del cual hablar que la pandemia, desafortunadamente sí los hay, son graves, pero han aumentado su complejidad con la pandemia, la inseguridad pública es peor en todo el país, nada menos acaban de asesinar a un exgobernador del estado de Jalisco, solo por mencionar un hecho gravísimo, pero hay muchos más.

En materia económica la crisis cada vez se agrava más y por la pandemia en esta etapa de regreso a semáforo rojo muchos negocios, inversiones, nuevos emprendimientos han recibido el tiro de gracia, y están expuestos a la extinción. Sin embargo, aun vemos una gran movilidad de personas en la calle, lo que hace más difícil resolver esta situación.

Las autoridades han demostrado que se encuentran totalmente rebasadas, que no se atreven a imponer medidas más fuertes para evitar contagios y muertes, ahora han determinado que serán tres semanas, cerremos este año e iniciaremos el próximo en medio de esta alerta que amenaza con seguir ampliándose pues entre los palos de ciego de la autoridad y la necesidad de millones de mantener en la calle, las cosas se tornan cada vez más complicadas, pero aprovechemos este alto en el camino.

En estos días, estamos próximos a conmemorar la Navidad, un tiempo en el que estamos acostumbrados a reunirnos en familia, celebrar el encuentro, brindar por las alegrías, recordar las añoranzas, y para los que creemos recordar el nacimiento de Jesús, sin embargo, las recomendaciones ahora son evitar los encuentros con quienes no habitan nuestra casa, no fiestas, ni reuniones masivas por seguridad para romper la cadena de contagios.

Aquí se abren reflexiones que nos atañen, pues no todos pueden hacerlo, aunque quisieran, hay quienes han perdido a seres queridos, el empleo, la posibilidad de mantener a su familia, en un primer momento se puede pensar cómo es que alguien pueda celebrar en estas condiciones, de suyo es algo muy complejo.

Este será un año que difícilmente olvidaremos por todo lo que hemos vivido y no teníamos contemplado, a pesar de las adversidades y de lo mal que nos haya ido este tiempo, siempre podemos ver con esperanza el horizonte, en este nuevo confinamiento espero podamos aprovechar a los seres queridos que tenemos cerca, a disfrutar de su presencia y compañía, y de los que ya no están, que podamos recordar lo mejor de ellos, lo bien que la pasamos, cuando pudimos convivir.

No será fácil pues el cierre de año será en semáforo rojo, pero podemos aún a pesar de ello decidir vivir este tiempo de manera distinta, valorando que estamos, lo que somos y tenemos. Por lo pronto frente a nosotros el tiempo de Navidad que nos puede permitir reflexionar para ver con esperanza el porvenir. Ojalá así sea, les deseo una Buena Navidad.



@JorgeInzunzaPAN

Facebook: Jorge Inzunza

ÚLTIMASCOLUMNAS
domingo 07 de febrero de 2021

Panorama Político | Una Constitución funcional para el Estado de México

Un ejercicio inédito que obliga a todos a participar en la toma de decisiones, generación de las reglas futuras y consolidar un auténtico Estado de Derecho

Jorge Ernesto Inzunza

domingo 31 de enero de 2021

Panorama Político | La coalición va por el Estado de México

Una decisión muy difícil, por separado los resultados serían catastróficos para el país

Jorge Ernesto Inzunza

lunes 21 de diciembre de 2020

Panorama Político | Semáforo Rojo y Navidad

Este será un año que difícilmente olvidaremos por todo lo que hemos vivido y no teníamos contemplado,

Jorge Ernesto Inzunza

domingo 06 de diciembre de 2020

Panorama Político | Pandemia y Covid

Nosotros como país tenemos una situación diferente, pues por lo que vemos al no controlar el brote original no sabremos cuándo se llegará al punto cero

Jorge Ernesto Inzunza

Cargar Más