/ jueves 5 de marzo de 2020

Imagogenia | Logo


La simpleza, hoy en día todo tiene que ser práctico y fácil de recordar porque es mucha la información que nos rodea y sin duda es poca la que nos interesa. Naturalmente, lo mismo aplica para los logos y es que en fechas recientes muchas marcas se han dado a la tarea de perfeccionar su imagen buscando adaptarse a lo digital, agradar a un nicho de mercado mucho más joven y llegar, en muchos casos, a la creciente audiencia preocupada por el medio ambiente.

Hace poco hablamos del cambio de imagen que sufrió “Bancomer” hoy BBVA y el trabajo que le ha costado posicionar dichas modificaciones –sobretodo en México- que en esencia buscaban simplificar su marca. También hace algunos meses comenté sobre los cambios que sufrió el logotipo de Volkswagen quien también hizo mucho más sencilla su identidad gráfica buscando identificarse con las demandas digitales y un mercado más ecológico.

Y no sé si recuerde pero el logotipo con el que identificábamos a la cadena de televisión Warner Bros desde hace casi 100 años también sufrió fuertes cambios y es que, en noviembre del año pasado, decidieron quitar su icónico color dorado y alargar el diseño manejando sólo tonalidades en azul y blanco, regalándonos una imagen mucho más jovial y acorde a los nuevos tiempos, pues se adapta con mucha más facilidad a todas las plataformas donde se ven sus series.

Después de tantos cambios en la imagen de las marcas viene otro de la industria automotriz, BMW en días pasados dio a conocer las modificaciones que haría a su logotipo, mismo que no tenía cambios desde 1997, ahora eliminaron el negro para sólo dejar un aro blanco con fondo transparente, hicieron más plano e intenso el azul, resaltaron el blanco y engrosaron la tipografía; es decir, como las marcas antes mencionadas, simplificaron su diseño para adaptarse a las nuevas tendencias de aplicación gráfica y poder acercarse a nuevos mercados, hoy sin duda menos es más.

Así, siempre que viene un cambio en la imagen de una marca se espera que esta marque la pauta para una nueva era en sus productos o servicios pues tal y como lo dijo Jens Thiemer, Vicepresidente de Consumo y Marca de BMW “…el nuevo logotipo simboliza la importancia y la relevancia de nuestra marca para la movilidad del futuro”, entonces al igual que Volkswagen la idea es que se relacionen con la tecnología y los autos eléctricos por algo presentaron, junto con su cambio de imagen, el BMW i4 su nuevo concepto de auto eléctrico.

Lo destacado de todo esto es que, para cualquier empresa, marca o persona su logotipo representa un identificador clave con y para su audiencia; es el símbolo único con valor intangible de una marca y modificarlo es, sin duda, una moneda al aire.

Doctoranda en Imagen Pública

Facebook: Mar Nava Argüelles Twitter: @Mar_Naa


La simpleza, hoy en día todo tiene que ser práctico y fácil de recordar porque es mucha la información que nos rodea y sin duda es poca la que nos interesa. Naturalmente, lo mismo aplica para los logos y es que en fechas recientes muchas marcas se han dado a la tarea de perfeccionar su imagen buscando adaptarse a lo digital, agradar a un nicho de mercado mucho más joven y llegar, en muchos casos, a la creciente audiencia preocupada por el medio ambiente.

Hace poco hablamos del cambio de imagen que sufrió “Bancomer” hoy BBVA y el trabajo que le ha costado posicionar dichas modificaciones –sobretodo en México- que en esencia buscaban simplificar su marca. También hace algunos meses comenté sobre los cambios que sufrió el logotipo de Volkswagen quien también hizo mucho más sencilla su identidad gráfica buscando identificarse con las demandas digitales y un mercado más ecológico.

Y no sé si recuerde pero el logotipo con el que identificábamos a la cadena de televisión Warner Bros desde hace casi 100 años también sufrió fuertes cambios y es que, en noviembre del año pasado, decidieron quitar su icónico color dorado y alargar el diseño manejando sólo tonalidades en azul y blanco, regalándonos una imagen mucho más jovial y acorde a los nuevos tiempos, pues se adapta con mucha más facilidad a todas las plataformas donde se ven sus series.

Después de tantos cambios en la imagen de las marcas viene otro de la industria automotriz, BMW en días pasados dio a conocer las modificaciones que haría a su logotipo, mismo que no tenía cambios desde 1997, ahora eliminaron el negro para sólo dejar un aro blanco con fondo transparente, hicieron más plano e intenso el azul, resaltaron el blanco y engrosaron la tipografía; es decir, como las marcas antes mencionadas, simplificaron su diseño para adaptarse a las nuevas tendencias de aplicación gráfica y poder acercarse a nuevos mercados, hoy sin duda menos es más.

Así, siempre que viene un cambio en la imagen de una marca se espera que esta marque la pauta para una nueva era en sus productos o servicios pues tal y como lo dijo Jens Thiemer, Vicepresidente de Consumo y Marca de BMW “…el nuevo logotipo simboliza la importancia y la relevancia de nuestra marca para la movilidad del futuro”, entonces al igual que Volkswagen la idea es que se relacionen con la tecnología y los autos eléctricos por algo presentaron, junto con su cambio de imagen, el BMW i4 su nuevo concepto de auto eléctrico.

Lo destacado de todo esto es que, para cualquier empresa, marca o persona su logotipo representa un identificador clave con y para su audiencia; es el símbolo único con valor intangible de una marca y modificarlo es, sin duda, una moneda al aire.

Doctoranda en Imagen Pública

Facebook: Mar Nava Argüelles Twitter: @Mar_Naa

jueves 21 de mayo de 2020

Imagogenia | Empresas digitales

jueves 14 de mayo de 2020

Imagogenia | Humo blanco = Cerveza

jueves 30 de abril de 2020

Imagogenia | Fatiga de Videollamadas I

jueves 23 de abril de 2020

Imagogenia | Hábitos

jueves 16 de abril de 2020

Imagogenia | Crisis

jueves 09 de abril de 2020

Imagogenia | Objetivo no escrito

jueves 02 de abril de 2020

Imagogenia | Gracias, y Adiós

jueves 19 de marzo de 2020

Imagogenia | Los besos de AMLO

Cargar Más